Prueba de antígeno para la detección del Covid-19

prueba de antígeno covid

Comparte este post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

La prueba de antígeno Covid-19 es un método de detección de coronavirus mediante una muestra de hisopado nasofaríngeo (procedimiento similar a la prueba PCR) que detecta ciertas proteínas presentes en el virus, dentro de los primeros días del posible contagio, y permite conocer un resultado en un tiempo aproximado de dos horas, dependiendo la cantidad de personas y muestras tomadas.

Un resultado positivo en una prueba de antígeno, se considera un resultado bastante acertado. Sin embargo, siempre existirá la posibilidad de falsos negativos en ciertos casos en los que el virus se encuentre más abajo de la zona de la muestra. En ciertos casos y dependiendo de los síntomas, se recomendará una prueba PCR adicional o exámenes de diagnóstico complementarios.

La prueba de antígeno de coronavirus, acaba ser aprobado en el Ecuador por el ARCSA y cuenta además con certificaciones del CDC y FDA de los Estados Unidos.

Cómo funciona la prueba de antígeno Covid-19

Las pruebas de antígenos son muy precisas ya que tienen un alto grado de sensibilidad y especificad, sobretodo en los primeros días de la infección y pueden determinar rápidamente y con precisión, si alguien está infectado con coronavirus.

El diagnóstico puede realizarse en pacientes que presentan síntomas o tras haber tenido contacto con una persona diagnosticada positivo. La toma de muestra se hace únicamente mediante hispopado nasofaríngeo y no es necesario hacerlo en ayunas.

Desde el laboratorio de Clínica Santiago, hemos preparado esta guía para que puedas comprender mejor y aprender a diferenciar las pruebas de Covid-19 que puedes solicitar en línea y realizarte en nuestras instalaciones.

Diferencia con la prueba rápida y/o prueba cuantitativa

Las pruebas rápidas y pruebas cuantitativas detectan la reacción defensiva del cuerpo ante una infección, en otras palabras, estas pruebas detectan la presencia de anticuerpos que genera el cuerpo y por esta razón, son pruebas de diagnóstico indirecto. Estas pruebas también se denominan pruebas serológicas.

La diferencia más importante ante una prueba de antígeno es el tiempo de detección. En las pruebas rápidas o pruebas cuantitativas, los anticuerpos son detectados por fases y no es posible detectarlos en los primeros días de infección. Los anticuerpos empiezan a generarse y a aparecer bajo el siguiente esquema:

  • A partir del día 07 del contagio, aparece el anticuerpo IgM
  • El IgM aumenta hasta el día 14 y desaparece sobre el día 21.
  • A partir del día 17 del contagio, aparece el anticuerpo IgG
  • El IgG permanecerá durante meses hasta desaparecer. Este es el periodo de inmunidad

Diferencia con la prueba PCR

La principal diferencia entre una prueba de antígeno y una prueba PCR, es que las pruebas de antígenos permiten identificar la envoltura de ciertas proteínas del virus, a diferencia de las PCR, que es una prueba molecular que es capaz de reconocer el material genético dentro del virus. En otras palabras, la diferencia está en la toma y procesamiento de las pruebas para dar un resultado.

Las pruebas de antígeno no necesitan infraestructura de laboratorio molecular o personal médico entrenado para la toma de muestras. Por esta razón, la prueba PCR es más costosa, los resultados toman más tiempo y sigue siendo la prueba de diagnóstico masivo más recomendada en el mundo, porque es la más precisa.

Tenga en cuenta que, pese a que ambos tipos de prueba tienen una sensibilidad y especificad similar. La prueba de antígeno no reemplaza a la PCR ya que puede arrojar un falso negativo y en esos casos, tras un análisis clínico de laboratorio, se puede recomendar complementar la prueba con una PCR.

En conclusión

En la batalla contra el coronavirus, la detección rápida de la infección, puede resultar fundamental para controlar la pandemia y evitar nuevos brotes y cuarentenas. Todos los tipos de pruebas son útiles y es fundamental conocer las diferencias entre ellas para saber qué tipo de prueba nos conviene realizarnos en determinado momento.

Mucho se ha hablado que las pruebas rápidas no sirven, este mito es falso. Si bien, este tipo de pruebas funcionan a partir del 07 día del supuesto contagio, las pruebas rápidas nos permiten detectar anticuerpos en pacientes asintomáticos, con lo cual, podemos saber si tenemos el virus y no nos hemos dado cuenta o también podemos determinar si tuvimos la enfermedad y estamos dentro del periodo de inmunidad sin riesgo de contagiar a nuestros seres queridos.

La prueba de antígeno covid-19 es una excelente prueba de diagnóstico, especialmente en la etapa inicial de la infección. La rapidez en arrojar resultados para interpretación y el costo por debajo de una PCR, hacen de esta prueba una opción muy atractiva para evitar rebrotes.

Sin embargo, es muy importante tener en cuenta que la prueba de antígeno covid-19 no sirve para pacientes asintomáticos, ya que en estos casos, existe menor carga viral y el espacio para detectar el antígeno está en los primeros 7 días de síntomas.

 

 

Entérate más

Promociones

Recuperación post covid-19

Si tuviste COVID-19 es importante que te realices chequeos. La infección por Covid deja secuelas que es importante controlar para evitar posibles complicaciones. Por eso,